Consejos para escoger el cochecito del bebé

carrito
¿Vas a tener un bebé? ¡Pues antes de nada desde Rincón del Peque queremos darte nuestra más sincera enhorabuena! Y es que no hay una experiencia más bonita que la de traer al mundo una nueva criatura. Eso sí, antes de que llegue ese momento deberás tenerlo todo a punto para que puedas dedicarle todo tu tiempo a tu hijo. Así, deberás tener lista la decoración de su habitación, la ropita de las primeras semanas, los pañales, la sillita para el coche…

Otro producto que deberás comprar antes de que el bebé llegue al mundo es el cochecito, al que le darás mucho uso. Por eso, es importante que lo escojas con detenimiento, teniendo en cuenta un montón de factores. Para echarte una mano, hoy te damos unos prácticos consejos para escoger el cochecito. ¿Nos acompañas?

Tu estilo de vida

Lo primero que te recomendamos a la hora de escoger el cochecito es que, antes de comprar pienses bien en cómo eres y en tu estilo de vida, es decir, si sueles pasear mucho por el campo, si vas por la ciudad, si viajas mucho en coche, si subes mucho en ascensores… Esto te ayudará a decidirte. Por supuesto, deberás pensar en si quieres tener más hijos (si es así, es mejor que te decantes por un cochecito bueno). Además, deberás tener claro el dinero que quieres gastarte. Si no dispone de mucho presupuesto y no quieres tener más hijos, no es mala idea que te decantes por un modelo de segunda mano.

carrito1

Cómo debe ser el carro

Así, el cochecito de tu bebé deberá ser lo suficientemente grande para asegurar la protección y el confort del bebé, permitiendo una correcta ventilación. Además, es preferible que los revestimientos internos sean desenfundables y lavables. Por otra parte, deberás procurar que del capazo y del chasis no sobresalgan tornillos u otras piezas y que los manillares estén bien fijados a la estructura. Por supuesto, es importante que prestes atención a las dimensiones del cochecito para evitar problemas de espacio. Por su parte, los frenos deben ser fáciles de activar y desactivar.

No te dejes llevar por las marcas

Por último, queremos recomendarte que no te dejes llevar por las marcas. Lo mejor es que investigues, pidiendo opiniones a tus conocidos y amigos, aunque es importante que tengas en cuenta que hoy en día hay marcas desconocidas muy buenas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *