Cómo contagiar optimismo a tus hijos

optimismo
Hay niños que son optimistas por naturaleza pero a otros les cuesta un poco más. En cualquier caso, como muchas otras cualidades y otros tantos defectos, el optimismo se puede contagiar, algo que los padres deben tener muy en cuenta, ya que se trata de una habilidad básica para superar las frustraciones de la vida.

Hoy en Rincón del Peque queremos ofrecerte algunos consejos para que puedas contagiar optimismo a tus hijos. ¿Te gustaría acompañarnos?

Los niños aprenden lo que ven

Como bien sabes, lo niños suelen aprender lo que ven, y no lo que los adultos les decimos que tienen que aprender. Por eso, si lo que quieres es que tu hijo sea optimista, lo más importante es que vea que sus padres también lo son. Así, es esencial crear un ambiente optimista en casa. ¿Cómo lo puedes conseguir? Fomentando el diálogo entre todos los miembros de la familia, disminuyendo el tiempo que se gasta viendo la televisión, comiendo y cenando en familia…

optimismo1

Planes

Por otro lado, es importante que tengas en cuenta que hay algunos planes que pueden favorecer el optimismo tanto en padres como en hijos: hacer deporte, pasear, realizar excursiones… Además, siempre es buena idea leerles cuentos e historias a los pequeños de la casa.

Otros consejos

También es importante que tengas en cuenta que la alimentación sana es clave para que el pequeño sea más optimista. Además, es esencial que en casa oiga y utilice palabras agradables y relacionadas con la buena educación: “por favor”, “gracias”, “lo siento”… Por último, queremos proponerte que cada día te levantes cinco minutos antes y te acuestes junto a tu hijo para decirle que comienza un nuevo día lleno de aventuras y que te encanta que él o ella sea tu hijo. Por supuesto, deberás procurar desayunar siempre con una sonrisa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *